domingo, diciembre 2

Leones por corderos...

Seguramente muchos leerán este título en varias partes...

Seguramente muchos escribirán en sus blogs acerca de lo mismo...

Y es que es una película que no deja indiferente a nadie que se haya planteado alguna vez en su vida lo que hará con la misma...

¿Qué tanto cambio puede generar cada persona?...

Yo personalmente, creo no tanto tampoco...

Algunos dirán, "¿Y Da Vinci?, ¿Y Einstein?"...

Pues si leen bien sus biografías, se darán cuenta que no fue todo logro de ellos. Tuvieron caídas, errores, ayuda, y mentores que los dirigieron a esos momentos cúlmines de sus vidas, en que en un momento aprovecharon el instante, y el instante hizo eco para siempre...

¿Existe ese instante para todos?...

Tampoco lo creo...

Y es que tampoco creo que todos estén hechos para cambiar el mundo...

¿Por qué?...

Pues simplemente porque el mundo no está hecho para cambiar tantas veces tampoco...

Se necesitan lapsos de tiempo para aprender, como personas únicas, y como humanidad...

Y en realidad, lo que escribo no es estudiado, pero no puedo evitar expresar lo que siento, y lo que seguramente sienten muchos de ustedes, que están en una edad de decisiones, donde son poca experiencia y demasiado potencial...

Básicamente, esta es una película de mierda que reune todos tus miedos y dudas subconscientes-filosóficas-existenciales, y los reune para construir un escenario del que no puedes dejar de sentirte partícipe...

Película de mierda...

¿Quién te da el derecho a hacer incómodo mi (hasta ahora) cómodo asiento?...

¿De mi televisor, de mi vida fácil, de mi futuro brillante, de mi familia y amigos, de mi felicidad conformista?...

¿Quién te da el derecho?...

Así que la verdadera pregunta ahora es la siguiente...

¿Cuáles son tus armas y para qué las vas a usar?...

Permítanme unos minutos para hablar de lo que nunca quiero hablar...

Yo, Tadashi Takaoka, no soy cualquier persona...

Tampoco soy el más especial de todos...

Pero creanme que en 23 años, de vivir en dos ciudades distintas, y de conocer un par de mundos, he conocido a pocas personas que sean tan inteligentes como yo, que puedan ver con la facilidad que yo veo la solución a problemas complejos...

Menos he visto a alguien con mi inteligencia que sea capaz de hacer reír a la gente con la facilidad que yo lo hago...

Menos he visto a alguien tan inteligente y gracioso como yo, tener la sensibilidad que tengo, como para empatizar con la gente de manera tan rápida y lograr generar esa complicidad que muchas veces la gente necesita para sentirse un poco escuchada y feliz...

Y sí, tengo un ego y una autoconfianza de la puta madre...

"Bueno, ya te echaste flores, ¿y qué nos importa eso?"...

Pues no mucho, que tengo muchas facilidades en la vida, y que seguramente en el futuro tendré más poder del que ahora puedo imaginar...

Y la gran conclusión es que...la estoy puro cagando...

Porque las palabras, sin actos, son eso, sólo palabras...

Y puta que es fácil hablar...

Me senté tanto tiempo en las alabanzas que recibía de otros, que me quedó demasiado cómodo el espacio...

Y me olvidé un poco del niño idealista que quería convertirse en doctor en computación, porque quería hacer juegos para los niños pobres, para que ellos fueran tan felices como él lo era, cuando recibió su primer nintendo...

¿Saben cuantos años llevo diciendo que me voy a hacer voluntario del Hogar de Cristo? Al menos 5...

¿Cuánto tiempo llevan ustedes?...

No les quiero mentir...esto no transformó mi vida...

No voy a adoptar a un niño de Etiopía, ni me voy a poner a predicar en las calles...

Tal vez ni siquiera le dé una moneda al mendigo del centro...

Pero tengo una espina...

Pequeña, muy simple, pero espina al fin y al cabo...

Y a veces eso es lo único que se necesita...

No puedo invitarlos a cambiar el mundo, porque no los conozco, ni a sus habilidades...

No sé cuales han sido sus decisiones...

Yo jamás voy a ver la cara de un niño aliviarse cuando ustedes, los doctores, les traigan alivio con su ciencia...

Jamás veré tampoco la cara de agradecimiento de una persona que ha recibido justicia, como la verán algunos de ustedes que son abogados...

Ni seré aplaudido como lo serán los que sean artistas...

Etc...etc...

Pero tengo habilidades, propias, personales, y muchas veces irrepetibles por otros...

Y no sé donde chucha ocuparlas...

Este blog tal vez sea una muestra de ellos...

Cuantas veces me han escrito: "Leerte me hizo reír y me levantó el ánimo"...

Después veo Patch Adams y me digo: "Pero chucha, yo no soy médico, ¿a quién chucha hago reír? ¿Al directorio de socios? ¡Capaz que me echen!"...

Y después me doy cuenta que soy puras excusas y palabras...

¿Y saben lo peor? Es que muchos lo somos, así que mal de muchos, consuelo de tontos...

Y yo debo ser de los más tontos que hay...

No quiero latearlos más, sé que estos no son los post que esperan, pero la maldita espina me está incomodando cada vez más, y las vacaciones no lo hacen más fácil...

Así que creo que no queda mucho más que hacer que pararse y recorrer...pues sé lo suficiente para entender que sentado frente a mi tele, dentro de 4 paredes, no va a venir la respuesta...

Y necesito conocer para poder mezclar mi lógica con amor, y poder así dar ese paso por algo que me incentive lo suficiente...

Porque como dijo mi amigo Pedro, a veces es cosa de lanzarse simplemente...

Y si no me lanzo pronto, todo lo que acabo de escribir se leerá mejor como Bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla, bla...y no seré más que un chanta con delirios de grandeza...

Así que estamos todos paraditos en filita, uno al lado del otro, mirando al precipicio...

¿Quién da el paso adelante?...

Saludos...