domingo, marzo 18

La sangre es más densa que el agua

Como estamos...

Este post no tiene nada de chistoso, así que tienen tiempo para arrepentirse...

En estas fechas han estado visitándonos mis primos de Japón, a quienes jamás había visto antes, junto con mi tía...

Hiroko y Nobúsuke...

Primos hermanos, cuya madre es la hermana de mi padre...

La cosa es que como a todo buen japonés, les gusta mucho sacar fotos, así que tienen una buena base de fotografías, no sólo de estas vacaciones, sino que de otras también...

Es así como mi primo me pidió que descargara unas fotos que había sacado en Hawaii, el año pasado...

Cabe destacar que, como había dicho, que yo con él jamás habíamos tenido contacto previo, y que de hecho, nunca había hablado con él hasta ahora...

Así que pesqué la tarjeta y abrí el archivo...

Y me encontré con una foto que me llamó la atención...

Se la había sacado en Hawaii mientras caminaba por la calle...

¿Y que chucha tiene eso de interesante?...

Pues nada, que era exactamente la misma foto que me había sacado yo en Chile, el año pasado, mientras caminaba por la calle, en casi la misma inclinación:




Rara la weá...

Claramente es una simple coincidencia, pero me gusta pensar que es algo más, que algo tiene que ver tener la misma sangre...

¿Pedro, por qué mi sombra es más azul?...

Saludos...

viernes, marzo 9

De vuelta...

Así que acá estamos...

Para otro año más de Tadashi v/s Universidad de Chile....

Espero que este año le haga el fatality finalmente...

De vuelta a la capital, donde me vuelvo a encontrar con Transantiago (mi gran amigo), con los ñoños de la U a quienes molesto apenas veo, y con mi familia Santiaguina...

Me estaba acordando a propósito del viaje de una weá que me pasó la otra vez, justamente hace un año, cuando regresaba...

Tenía que volver a clases, así que pa' ahorrarme el pequeño viaje de 19 horas si es en bus, de 130 horas si es en burro, y en 2 horas si me vengo corriendo, pesqué un avión, para llegar lo más pronto posible...

Así que partí con mi cara de pillo al aeropuerto, me revisaron en la pasada por si tenía drogas, o alguna bomba, pero las había metido en la maleta, así que no encontraron nada...

La weá es que partimos, ningún problema, le eché un ojo a las azafatas, caché que las líneas aéreas estaban reduciendo costos, me comí la micro comida que me dieron, y el resto del viaje no me acuerdo porque me quedo raja cada vez que me siento en un medio de transporte (bus, micro, barco, avión, burro, máquina del tiempo, el Tomate, etc.)...

Bueno, llegó el avión, no nos matamos, así que nos bajamos y le pasé mi número de teléfono a la azafata, el cual arrugó y tiró al piso a la brevedad. Fui caminando al sector de las maletas, y me puse con todos los otros maricas a esperar que llegara mi bolso...

Miro, 2 minutos, 3 minutos...

4...

5...

"Puta la weá, y mi bolso"...

6...

7...

Pasa una mina rica y me olvido del bolso por 10 segundos...

8...

"Al fin, ahí viene la weá"...

Venía el bolso negro, me fijé que fuera el mismo y no uno parecido, y lo pesqué feliz y me fuí...

Bueno, esa es la historia, espero les haya gustado...

Saludos...




















No, mentira, si sigue...

Pesco la weá, tomo el transfer pa' irme a la casa, y llego sin ningún problema...

Saludo a mi tía...

Me voy a mi pieza...

Dejo el bolso en la cama...

Miro un poco de tele y me digo "Ya, no puedo ser tan pajero. Tengo que ordenar"...

Así que abro el bolso y empiezo a sacar las cosas...

"Chucha, ¿cuando me compré una camiseta blanca con hombros descubiertos y vuelos?"...

"¿Y esta falda? No es del mismo color que tenía"...bah, quiero decir, "¿Y esta falda? Nunca he usado falda"...

"Este colaless es como el que usa Tom...eh...que onda, esto no es mío"...

"Y MI PLAYSTATION, RECONCHETUMARE!!!???"...

"Chuuuuuuuuuuuuuuuuuuuucha"...

"Me equivoqué de bolso!!!"...

Así que nada poh, cagué, había tomado un bolso que era idéntico al mío por fuera, pero que no tenía ninguna cagá que pudiese usar adentro (porque traté)...

Puta, no quedaba otra que llamar a la compañía...

No quiero nombrarla, por los problemas que he tenido, así que ocuparé un nombre falso de empresa, digamos, Aerofast...

Aerofast: "¿Aló? Buenas tardes, le habla Patricia, ¿con quien tengo el gusto de hablar?"...

Yo: "¿Hablo con Aerolíneas del Sur?, hola, habla Tadashi"...

Aerofast: "Oiga, este teléfono no es para bromas"...

Yo: "No, en serio señorita, así me llamo"...

Aerofast: "Oh, disculpe usted, ¿en que le puedo ayudar?"...

Yo: "Lo que pasa es que cuando fui a recoger la maleta, tomé una que no era mía...o sea, era como la mía...pero no era...pero se parecía...pero al final no"...

Aerofast: "Ah, ok. Lo comunico inmediatamente con el servicio de atención a hueones"...

Yo: "Muchas gracias señorita"...

Así que pregunté, y me dijeron que hasta el momento nadie había llamado para decir que tenía el equipaje equivocado, por lo que me llamarían apenas supieran algo...

No sé como chucha la mina no llamó antes, pero estuve casi dos días en pelotas, porque no me quedaba ropa. Tenía que ir a la U con bata y patuflas...

Finalmente me llaman y me dan el número de teléfono de la persona para que me contacte por fuera...

Llamo y quedamos de juntarnos en metro Tobalaba...

Así que agarré sus cosas, las eché adentro, le eché también unos papeles de la U que ya no me servían y que no sabía donde dejar, y partí a la estación...

Iba filosofando sobre la vida, en aquellos tiempos donde el metro no estaba tan lleno y la gente no podía manosear con la tranquilidad de ahora...

Finalmente llego, y como no nos conocíamos de cara, la llamé al celular...

Le dije: "Ya estoy en las boleterías"...

Me respondió: "Ah yo también, cual eres?"...

Y le dije: "El tipo bien parecido, con los biceps prominentes"...

Me dijo: "Bah, no veo a nadie así"...

Le dije: "El que se está sacando un moco"...

Me respondió: "Ah, ahora te vi!!! Voy para allá"...

Y vi acercarse a una niña con exactamente el mismo bolso que tenía en mis manos...

Así que pensé "Bah, es más o menos la chiquilla. Vamos a ver si me acepta que la invite a tomarnos algo"...

Le dije: "Hola"...

Me dijo: "Hola"...

Yo: "Acá está tu bolso, revisa las cosas para que veas que está todo"...

Ella: "Ja, ok. Acá está el tuyo"...

Yo: "Bakán. ¿Vienes sola?"...

Ella: "No, con mi abuelita, ahí está" y me apunta a una señora...

Yo: "Nos vemos, gracias por el bolso, que estés bien, chao"...

Pa' la otra...

Así que recuperé mis cosas...

Pero desde ese día que cada vez que tomo mi bolso en el aeropuerto, lo abro, y reviso que sea el mío...

La próxima vez, voy a tomar más bolsos aparte del mío, total, nadie cacha...

Saludos...

viernes, marzo 2

Hanako

Pucha...

Se murió la Hanakito...

Quien era mi perrita...

Tenía 14 años...

Viejita como ella sola, pero juguetona hasta el final...

Fue la única que me acompañaba cuando me quedaba solo en la casa cuando era pequeño, y a veces, cuando tenía miedo, me acompañaba en la pieza...

Y también acompañó a mi mamá cuando yo no estuve acá...

Espero que como dice la película, todos los perritos se vayan al cielo...

Chao pequeña Hanakito, cocker spanish mordelón y café...